El Gobierno intenta frenar de raíz cualquier conato de estallido social

Interior ordena detenciones por el asalto a supermercados que lideró el diputado de IU

 

Discrepancias en IU sobre el alcance de la acción del diputado Sánchez Gordillo

 

El asalto provoca roces en la coalición PSOE-IU que gobierna Andalucía

 

El Gobierno intenta frenar de raíz cualquier conato de estallido social

El Gobierno español no está dispuesto a permitir ningún tipo de actuación que pueda alentar un estallido social que provoque disturbios en las calles. Por eso, ordenó ayer la detención de los responsables de los dos asaltos a supermercados que se produjeron el martes, organizados por el Sindicato Andaluz de Trabajadores (SAT), y en los que participó, entre otros, el diputado de IU en el Parlamento andaluz y alcalde de Marinaleda, Juan Manuel Sánchez Gordillo. Anoche, ya habían sido detenidos dos jornaleros en Córdoba y Málaga. Al cierre de esta edición sólo había trascendido la identidad de uno de ellos, Andrés José Amaro Murillo, de Hornachuelos (Córdoba).

Bastó con que uno de los establecimientos presentara una denuncia para que la Policía y la Guardia Civil recibieran la orden de detener a los responsables de los asaltos a los dos supermercados para hacerse con alimentos, con la intención de distribuirlos después entre los necesitados.

El anuncio lo hizo el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, quien subrayó que había expresado al titular de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, su inquietud por las declaraciones de algunos dirigentes políticos que alientan este tipo de actuaciones, para que se les dé traslado al fiscal general de Estado por si existiesen responsabilidades penales.

El Ejecutivo ya ha asumido que habrá un otoño caliente, con huelgas y manifestaciones, pero de ahí a un estallido social, donde empiece a haber robos y saqueos, por imitación a actuaciones como esta, es algo que “España no se lo puede permitir” y sería muy negativo para la imagen del país y la confianza que mercados e instituciones internacionales deben tener en estos momentos en la solvencia de España, que hasta el momento ha sido un ejemplo de cohesión social, según las fuentes consultadas.

Y ese temor del Ejecutivo lo avalaron las palabras de uno de los implicados en el asalto, Gordillo, que aseguró que “el polvorín de la desigualdad está encendido y alguien puede meter mecha en cualquier momento por cualquier circunstancia”. Por eso, anunció que actuaciones como las que tuvieron lugar en Écija y Arcos de la Frontera volverán a repetirse y volverá a ocupar “tierras de terratenientes, bancos de ladrones y grandes superficies .

Gordillo hizo estas declaraciones desde la finca del Ministerio de Defensa Las Turquillas, ocupada desde hace 16 días por un centenar de jornaleros del SAT, el sindicato que participó en los asaltos, ubicación que comunicó a la Guardia Civil. “No voy a huir”, recalcó Gordillo. “Ir a la cárcel por lo que he hecho es un honor”. No obstante, recordó que él no pisó el supermercado; sólo participó en una maniobra de distracción para que entraran los demás.Pero es que, además, su acción no cayó bien entre quienes los asaltantes han señalado como destinatarios: el Banco de Alimentos de Andalucía, que aseguró que no aceptará mercancía procedente de un robo.

La protesta adquirió ayer, además, tintes de problema político en varios frentes. IU se dividió a la hora de evaluar la acción. Gaspar Llamazares justificó la actuación de Gordillo y subrayó que “el Código Penal justifica en situaciones dramáticas” este tipo de acciones, pero el eurodiputado de IU y dirigente andaluz Willy Meller calificó lo ocurrido de “metedura de pata veraniega” y dijo que se ha demostrado que “acciones vanguardistas como esta pueden convertirse en un obstáculo”. El portavoz de IU en la comisión de Interior del Congreso, Ricardo Sixto, reconoció que “asaltar supermercados no forma parte de la estrategia de IU ni es la salida deseable a la situación”, y, en medio de todo eso, el responsable andaluz de IU y vicepresidenta de la Junta, Diego Valderas, aseguró que no comparte las formas pero intentó quitarle importancia: “Ha sido una acción simbólica que ha abierto un gran debate en la sociedad sobre la riqueza y la pobreza”.

Una posición ponderada del vicepresidente andaluz, que ayer habló con la consejera de Presidencia de la Junta, Susana Díaz, para analizar lo ocurrido. IU participa en coalición con el PSOE en el Gobierno andaluz y su presidente, José Antonio Griñán, rechazó desde el primer momento lo ocurrido. Ambos partidos no quieren tensar la cuerda y que se provoque una ruptura. Griñán calificó de “barbaridad” la actuación; la misma palabra que utilizó el portavoz del PSOE, Antonio Hernando, para quien “lo que ayer hizo una persona que además es diputado es una barbaridad”.

La segunda derivada de la acción de los miembros del SAT y de Gordillo, además de la tensión en la coalición PSOE-IU en Andalucía, ha supuesto un enfrentamiento entre IU y el Gobierno central. Tras la orden del Jorge Fernández, todos los dirigentes de IU criticaron al ministro, a quien el propio Gordillo llamó “franquista de tomo y lomo”.

Leer más: http://www.lavanguardia.com/politica/20120809/54335141072/gobierno-frenar-estallido-social.html#ixzz232l87Yob
Síguenos en: https://twitter.com/@LaVanguardia | http://facebook.com/LaVanguardia

Leer más: http://www.lavanguardia.com/politica/20120809/54335141072/gobierno-frenar-estallido-social.html#ixzz232ko0KU7
Síguenos en: https://twitter.com/@LaVanguardia | http://facebook.com/LaVanguardia

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: