Nuevo revés para Rousseff: dos partidos aliados apoyan su “impeachment”

  • El Partido Social Democrático y el Partido Laborista Brasileño anunciaron que votarán el domingo a favor de la apertura de un juicio político contra la presidenta

Nuevo revés para Rousseff: dos partidos aliados apoyan su “impeachment”

 

Dos partidos aliados del Gobierno de Dilma Rousseff anunciaron hoy que votarán a favor de la apertura de un juicio político contra la presidenta brasileña, que se votará el domingo en la Cámara de Diputados. La información fue confirmada por los líderes en la Cámara Baja del Partido Social Democrático (PSD), del ministro de Ciudades de Brasil, Gilberto Kassab, y del Partido Laborista Brasileño (PTB).

En declaraciones al canal GloboNews, Rogério Rosso (PSD) dijo que cerca del 80 por ciento de los 38 diputados que componen la bancada votarán el domingo en el plenario de la Cámara Baja a favor de la continuidad del proceso contra Rousseff “Habrá orientación favorable a que sea avalada (la apertura del juicio), pero respetaremos la posición de quien vote en contra.

A partir de ahora la bancada lo apoya”, dijo Rosso. También la bancada del PTB, que tiene 19 legisladores en ejercicio, anunció que votará para que la acción siga su curso en el Senado, que debe primero evaluar la admisibilidad de la misma y luego, si la admite, juzgar a la presidenta. “De forma unida, el PTB llegó a la conclusión de que Brasil vive la peor crisis política y económica de los últimos tiempos. Brasil ya no puede recomponerse con este Gobierno. El PTB decidió votar por el sí (al juicio)”, dijo Wilson Filho.

No se sabe si el partido impondrá algún tipo de sanción a quienes voten a favor del Gobierno. Estas disidencias en filas oficialistas se suman a dos golpes similares sufridos por el Gobierno en las últimas 24 horas. El que era el mayor aliado del Gobierno, el derechista Partido Progresista (PP), con 47 legisladores, y el conservador Partido Republicano Brasileño (PRB), que tiene 22, decidieron romper con el bloque oficialista y apoyar el “impeachment”.

El PP, que tiene la cuarta mayor bancada en diputados, decidió además que todos sus miembros con puestos en el Gobierno pongan sus cargos a disposición, entre otros el ministro de Integración Nacional, Gilberto Occhi, que hoy oficializó su renuncia. La desbandada de partidos aliados atenta contra las posibilidades de que el oficialismo logre evitar que quienes defienden la salida de Rousseff logren los 342 votos que necesitan como mínimo para que el proceso no sea archivado.

Esto sembró un clima de pesimismo en el oficialismo. Según informó hoy el diario “Folha de Sao Paulo”, los ministros más próximos a Rousseff evalúan que la batalla está virtualmente perdida en el plenario de Diputados, y consideran que el Gobierno pasa por su peor momento.

En la lucha por la supervivencia, el Gobierno adoptó la táctica de dar prioridad a las negociaciones individuales con los legisladores, una “marcación hombre a hombre”, ofreciendo cargos en la esfera del Gobierno central y partidas presupuestales para sus respectivos estados.

Las negociaciones, indican los medios, son comandadas por el ex presidente Luiz Inácio Lula da Silva, que fue impedido por orden judicial, al menos en forma cautelar, de asumir como ministro jefe de Gabinete de Rousseff, pero comanda las articulaciones de manera informal, desde una oficina improvisada que montó en un hotel en el que se hospeda en Brasilia.

Fuente: La Vanguardia

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: