El BCE acaba con los billetes de 500 euros

Los billetes con ese valor dejarán de imprimirse en 2018, pero los existentes mantendrán su valor de forma indefinida

El Consejo de Gobierno Banco Central Europeo (BCE) ha decidido hoy dejar de producir “definitivamente” los billetes de 500 euros. El organismo que dirige Mario Draghi da este paso al reconocer que el elevado valor de estos billetes favorecía la comisión de actividades ilícitas, según ha informado en un comunicado. La decisión implica que se dejarán de imprimir estos billetes, pero los existentes mantendrán su valor de forma indefinida. La desaparición será así paulatina y en ningún caso dichos billetes dejarán de tener valor, sino que los países dejarían de producirlos.

El fin de la impresión de los billetes morados llegará a finales de 2018, pero sus poseedores podrán seguir cambiándolos en los bancos centrales de la eurozona por sin límites.

La nota aclara que os billetes de 500 euros “seguirán siendo de curso legal y, por tanto, pueden seguir utilizándose como medio de pago”. Los billetes ya en circulación seguirán conservando su valor y “pueden ser intercambiados en los bancos centrales” de la Eurozona “durante un periodo de tiempo ilimitado”. El resto de denominaciones de billetes, de 5 a 200 euros, se seguirán emitiendo con normalidad.

Para acabar con los billetes morados era necesaria una mayoría en el Consejo de Gobierno del BCE, que reúne a los seis miembros del Consejo Ejecutivo y a los 19 gobernadores de los bancos centrales de los países del euro. El Bundesbank o banco central de Alemania había mostrado su oposición a esta decisión.

En febrero de este año, pese a que el BCE lleva años rechazándolo, el presidente del Eurobanco, Mario Draghi, reconoció que se buscaban fórmulas técnicas para poner en marcha esta iniciativa que trata de luchar contra prácticas delictivas como el blanqueo de dinero o la financiación del terrorismo. “Hay dudas sobre cómo adoptar la decisión y cómo comunicarla. Queremos hacer cambios, pero de forma ordenada. Pero puedo asegurar que estamos decididos a que la producción del dinero no proporcione ninguna comodidad a los criminales”, dijo entonces Draghi.

Entre los argumentos a favor de acabar con ellos, está su poco uso habitual (un 56% de los ciudadanos europeos nunca ha visto un billete de 500 euros, según un estudio del Banco Central Europeo (BCE)), que los empresarios no lo consideran interesante para las transacciones económicas y que se imponen cada vez más los medios de pago electrónico entre los consumidores. Pero el debate ha surgido sobre todo por su uso en actividades ilícitas.

Fuente: El Pais

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: